Es un domingo por la tarde, estás acostado en tu cama viendo Netflix, algo te molesta, no puedes dejar de ver esos subtítulos y  te preguntas ¿Por qué no pueden estar en Comic Sans?, ¿Si? Nosotros tampoco. Sin embargo Netflix aumentó una nueva característica que te permite personalizar tus subtítulos con diferentes tipografías, colores y tamaños.

Para probar esta característica puedes ir a Tu cuenta, elige Aspectos de los Subtítulos, y haz click en la fuente “Informal”. Si tu Netflix está en inglés la tipografía se llama “Casual”.  

Aunque esta característica suene un poco irrelevante para algunos, diferentes tipografías pueden ser más fáciles de leer. Un número de estudios dicen que Comic Sans es una de las tipografías más fáciles de leer para gente que sufre de dislexia.

Sí Comic Sans no fue suficiente, puedes también aumentar una caja de color a su alrededor, las opciones para dañar tus series son infinitas.

(Fuente: The Next Web)

¡COMENTA AQUÍ!

No Hay Más Artículos