Gluten-free, la dieta maravillosa que ha ganado popularidad a través de las redes sociales junto a la incertidumbre de su desempeñoDeportistas y ‘celebrities’ defienden estas dietas con la excusa de gozar de mejor salud, eliminar algunos síntomas gastrointestinales o perder peso. ¿Es verdad? Hablamos con dos nutricionistas para resolver esta duda y otras cuantas sobre el gluten, empezando por la más fácil y la más olvidada:

 ¿Qué es el Gluten?

Gluten es una proteína que se encuentra en el trigo, harina, avena, cebada y centeno principalmente. Contiene gliadina, que es el componente que hace que el pan (las harinas en general) tengan esa propiedad elástica. (O la razón por la que tu pan se hace bonito y gordito)

Fuente: Me gusta estar bien

¿Qué significa ser celíaco?

Cuando eres celíaco, tienes una enfermedad autoinmune causada por una intolerancia permanente al gluten. Esta enfermedad daña los vellos intestinales y no les permite captar los nutrientes de la comida. Si no se trata puede llegar a producir síntomas intestinales como anemia, fatiga crónica, osteoporosis, etc. En este caso una persona celíaca simplemente no puede probar gluten. Según estudios, aproximadamente el 1% de la población sufre de esta enfermedad.

Junto a esta enfermedad, en los últimos años se ha estado investigando una nueva patología, la Sensibilidad al Gluten No Celíaca (SGNC) que sufre entre un 5% y 10% de la población, a la que también se le recomienda seguir una dieta sin gluten. Las dos enfermedades son parecidas, pero a diferencia de la celíaca, SGNC no daña tu intestino delgado. Sus síntomas incluyen cansancio, dolor de estómago, calambres musculares y entumecimiento de las piernas. Los síntomas son similares a la enfermedad celíaca y otras que afectan tu intestino, por lo que todavía no se conoce mucho sobre esta patología.

Para poder diagnosticar la enfermedad celíaca es necesario hacer un análisis de sangre o una endoscopia. Pero para la Sensibilidad al Gluten no existe por el momento manera de diagnosticarla. En este caso, se recomienda al paciente que deje de comer gluten por 2 semanas, y ver si los síntomas mejoran.

¿Una dieta sin Gluten (si no sufres de ninguna condición anti-gluten) puede mejorar tu salud?

Alegría Valdez, nutricionista general y deportiva está a favor de una dieta sin gluten, “Todos los problemas de salud empiezan a raíz de un problema intestinal, y el gluten es uno de los causantes de su inflamación.” Eliminar el gluten es una manera de prevenir la inflamación en el intestino, consecuentemente mejorando tu salud.

Valdez nos comentó que ella normalmente recomienda a sus pacientes que no sufren de ninguna sensibilidad que no saquen de raíz el gluten de su vida, sino que disminuyan el consumo. Nos explicó que al sacar el gluten de raíz, puede provocar una sensibilidad en un futuro. Por lo que es recomendable reducir las cantidades de gluten del día a día.

Sin embargo, Julia Escudero, asesora de salud, opina personalmente que no es lo ideal “Si a tu cuerpo no le pasa nada con el gluten, simplemente no hay necesidad de dejarlo”. Escudero asegura que no existe ninguno fundamento médico a favor de esta dieta. “Es como que te digan, el agua es mala deja el agua. Sin fundamento no sabes si es bueno o malo, entonces por qué hacerlo.”

Hay algunos que dicen que la popular dieta te ayuda a bajar de peso, ¿qué tan cierto es?

“Desde mi punto de vista, una persona que no es celíaca debe evaluar qué tan bien le sientan los productos que contienen gluten para decidirse por una dieta gluten-free porque igual las harinas de arroz o almendras engordan” – defiende Escudero.

Un artículo de Playground señala que una dieta gluten-free puede de hecho causar a una persona a subir de peso. La revista cuenta que la mayoría de productos “sin gluten” contienen más grasa, azúcar y sal que su versión original, y un poco menos de fibra dietética. El consumo de, por ejemplo, 2 gramos más de grasa en cada comida o 1 gramo adicional de azúcar al día puede resultar en un incremento de peso no deseado.

Por otro lado, Valdez sostiene que esta dieta no baja o sube de peso. La diferencia de cantidad de grasa, azúcar y sal no son lo suficientemente altas para generar un cambio. Valdez resalta que esta dieta no es para bajar de peso, si no para mejorar tu salud al cuidar mejor de tu intestino. Está dieta puede ayudarte a tener más energía y una digestión más rápida.

Valdez y Escudero están de acuerdo en una cosa: No sigas esta dieta por moda. Una dieta sin gluten es un estilo de vida, no algo temporal. Por eso es que tu primer paso, si deseas implementar esta dieta, es: Visitar un nutricionista. No sigas recetas online, libros, o recomendaciones de amigas.

Lo más importante es saber escuchar tu cuerpo, aprender de lo que te sienta bien o mal” – Escudero

¿Por qué esta dieta se ha vuelto popular?

La dieta ganó popularidad en estos últimos años por la cantidad de testimonios de sus beneficios. Por ejemplo, en el caso del actual número 1 mundial del tenis, Novak Djokovic, quien hace años dejó el gluten. Djokovic descubrió que sufría de sensibilidad al gluten en el 2010. Un año más tarde, se convirtió en el No.1 y se quedó ahí. Djokovic ha dicho en varias entrevistas que su nueva dieta sin gluten fue uno de los factores para lograrlo.

 

Fuente: Playground, US National Library of Medicine, nutricionistas ecuatorianas

 

¡COMENTA AQUÍ!

No Hay Más Artículos