Al parecer Silicon Valley, centro líder de innovación y desarrollo de alta tecnología, viene acumulando un larga lista de gurús tecnológicos caídos en desgracia.

Los motivos van desde reprochables comportamientos personales hasta dudosas acciones profesionales. ¿Será que se volvieron locos?

A continuación, algunos de los ejecutivos, que se vieron forzados a abandonar sus puestos directivos, y sus escándalos.

Travis Kalanick

La baja más reciente de la lista, creador de la plataforma de transporte privado Uber, dejó la compañía por incontables desatinos como acoso sexual a empleados, discriminación y una discusión con uno de sus conductores por la rebaja en las tarifas.

A pesar de que previamente había abandonado su puesto de manera voluntaria e indefinida, alegando la muerte de su madre, la presión de su salida se debió a un informe del antiguo fiscal general de Estados Unidos sobre las medidas que debía tomar la empresa.

Entre ellas, acabar con las fiestas constantes, crear un consejo que supervisara a los directivos y un replanteamiento de los valores organizacionales.

Sean Parker

Quizá uno de los más conocidos de esta lista, fue el creador de Napster y pasados los años se convirtió en el primer presidente de Facebook, inclusive apareció en la película filmada por David Fincher.

Pero sólo duró un año en la importante compañía, de 2004 a 2005, por la presión de los inversionistas a causa de una fiesta organizada por él donde se encontró cocaína. Hasta llegó a ser investigado por dedicarse a la venta ilícita dentro de las instalaciones.

Brendan Eich

Donar dinero a campañas en contra del matrimonio homosexual supuso el final de su carrera como CEO de Mozilla. Fue uno de los fundadores en 1998 y se desempeñó como responsable tecnológico hasta 2014 cuando ascendió.

Un año antes de su nuevo cargo de poder, Eich donó mil dólares a la campaña que apoyaba el referéndum para eliminar el derecho a casarse a parejas del mismo sexo. No contento con esto, aseguró que había sido una decisión acertada cuando la noticia salió a la luz. Una junta lo obligó a dimitir.

Keith Rabois

Este miembro de la llamada mafia de Paypal tuvo que salir de Square, plataforma de pagos móviles, en 2013 después de que se hiciera público que había mantenido relaciones con un compañero de trabajo y que éste le acusara de acoso sexual.

Rabois, finalmente no recibió ninguna denuncia, pero la polémica aumentó cuando salió a la luz que durante su época universitaria había sido un homófobo con mayúsculas.

Mark Hurd

Salió de HP en 2010 cuando la junta directiva se enteró que les había engañado de manera sistemática.

Durante sus cinco años en la firma, Hurd mantuvo una relación con la consultora de marketing, Jodie Fisher, quien había  participado en cine para adultos y un reality show.

Se supo que había utilizado dinero de la compañía para pagar hoteles en los que mantenían sus encuentros amorosos, y que además le había revelado información privilegiada sobre negocios de la empresa. Para variar, ella después lo acusó de acoso sexual.

Y ahora, luego de todo esto se nos viene a la mente una estudio realizado por la Universidad Aarhus (Dinamarca), que reveló que los individuos con los rastros de la llamada ‘tríada oscura’ (narcisismo, psicopatía, y maquiavelismo) tienen más posibilidades de escoger carreras como Administración de Empresas o Negocios. ¡Una coincidencia, quizás!

¿Qué opinas de estos casos?

¡COMENTA AQUÍ!

No Hay Más Artículos