No muy lejos de tu casa, hay lugares hermosos que no te dejarán con ganas de nada: termas, páramos, restos de templos incásicosescalada, cabalgatas, lagunas sagradas y más.
Los alrededores de Cuenca son una buena opción a bajo costo para desconectarse por un momento y conocer de cerca  lugares que tal vez no sueles visitar.

Cojitambo

Este pueblo de más de 6.000 habitantes se asienta alrededor del mítico cerro Cojitambo. Su centro parroquial, con sus casas de arquitectura popular, su iglesia y su parque, está justo a los pies del lado más empinado de la montaña.

El cerro ofrece cerca de 180 rutas para escalar, entre los 10 y 200 metros de longitud.

Y es que no sólo están las rutas de ascenso, sino también, en la parte posterior se encuentra el Complejo Arqueológico de Cojitambo, una fortaleza de las culturas pasadas que aún se preserva.Hacia el norte de la parroquia está ubicada “La Casa Hacienda”construcción que data de 1850 y que fue centro administrativo de la localidad.

Además de los servicios de hospedaje desde 10 y 15 USD, los visitantes pueden encontrar comida típica y almuerzos a 2,50 USD.

Baños de Cuenca

A ocho kilómetros, al suroeste del centro de Cuenca, está la parroquia de Baños. Si lo que buscas es un espacio para disfrutar de balnearios, este lugar es conocido por sus aguas termales con propiedades minerales. Los precios de las piscinas y saunas oscilan entre 2,75 USD (niños y tercera edad) y 10 USD.Además, la parroquia es un referente por sus músicos de las bandas de pueblo. Hay más de 15 grupos integrados por generaciones de familias que mantienen arraigada esta tradición.Aquí, casi a diario se escucha la música nacional interpretada por acordeones, platillos, trompetas y tambores.

El Tambo de Caguanapamba

Localidad milenaria e histórica, desde el año 2005 viene desarrollando turismo comunitario bajo el nombre Kuya Llakta que significa lugar de paz y armonía. El pasaje de bus cuesta aproximadamente 3 USD.Dentro de sus paquetes ofrece alojamiento, restaurante, guianzas, pampa mesa, música y danza. Además se puede observar venados, aves y alpacas. Y los visitantes pueden conocer sobre agricultura y ganadería en los páramos, y adiestramiento de caballos.Otra alternativa son las visitas a la laguna de culebrillas, los paredones, el Camino del Inca. Y si menos actividad y más conocimiento es lo que buscas, los turistas pueden conocer los huertos medicinales, en donde un Yachak (curandero ) ofrece el famoso “Cachito”, bebida especial curativa.

¡COMENTA AQUÍ!

No Hay Más Artículos