Ecuador es el tercer país en la región con la tasa más alta de embarazos en niñas y adolescentes, dentro de un rango de 10 y 19 años; le acompaña Nicaragua y República Dominicana.

La problemática gira en torno a la falta de educación sexual y los tabúes que impiden que los padres de los jóvenes hablen libremente con sus hijos sobre sexualidad, generando un ambiente de confianza y conocimiento.

Ante esta falencia, el Ministerio de Educación da seguimiento a las menores en gestación con el objetivo de evitar que abandonen sus estudios y realizar un proceso de acompañamiento psicológico y médico.

Te puede interesar: Hablar de sexualidad con niños desde los 4 años previene embarazos precoces

El programa se denomina “Ruta de embarazo adolescente de maternidad y paternidad” y permite conocer con exactitud cuántas estudiantes están embarazadas en las unidades educativas de las ciudades del país; en Latacunga por ejemplo, la cifra alcanzó los 100 embarazos.

Fuente: El Colombiano

Según Ronald Suárez, director Técnico Zonal de Educación Especializada e Inclusiva, el patrón común es que estas jóvenes provienen de hogares que no están en extrema pobreza, pero sí con recursos económicos limitados y una ausencia de comunicación dentro de los núcleos familiares.

Te puede interesar: Quito: Bebés robots como anticonceptivo entre adolescentes

Un informe de las Naciones Unidas coincide en que la educación sexual integral desde temprana edad influye directamente en la reducción de embarazos no deseados, muertes maternas, abortos inseguros y enfermedades de transmisión sexual.

Otro de los puntos clave para entender el fenómeno, según Flor María Toapanta, líder del colectivo quiteño “Lilas” e integrante del colectivo feminista nacional “Vivas nos queremos”, es que generalmente las niñas embarazadas menores de 14 años son “una alerta, generalmente se trata de abusos sexuales”, así que el análisis se hace más amplio todavía.

Fuente: 1, 2.

Imagen destacada: Archivo

Te puede interesar: “Stealthing” es una nueva forma de abuso sexual

 

 

¡COMENTA AQUÍ!

No Hay Más Artículos